Páginas

miércoles, octubre 31, 2012

PAREJA DE AMANTES EN UN HOTEL



Una pareja de amantes entra en la habitación de un hotel. En silencio y de un modo febril se desnudan uno al otro.

De la manera más tonta la llama de una vela perfumada que está sobre la mesilla se enciende con el fuego que desprende la mirada de él.

Tras hacer el amor, aún sentados sobre la revuelta cama, le espeta a ella a bocajarro: “Lo siento, esto nuestro tiene que acabar. Dice que me perdona, quiere que vuelva a casa”.

La mujer esconde su rostro hacia un lado para que él no la vea llorar.


De la manera más tonta la velita se apaga con una de sus lágrimas.

martes, octubre 30, 2012

La afectación y la naturalidad

 
 
Sabemos diferenciar la afectación de la naturalidad por una razón sobre todas las demás: cuando eres natural los demás ríen contigo, cuando eres afectado los demás se ríen de tí.

MI MICROMUNDO


 

 

Mi micromundo cabe en un cuento de hadas

donde conviven mascotas con libros camaradas.

Soy una princesa medio bruja, sorda, muda, ciega, lerda,

me suspendo de una cuerda y siempre voto a la izquierda.

En la salita, una pantalla de televisor vacía

tiene el aspecto apagado de una ventana fría,

no me gusta lo que veo a través de ella ningún día.

Hay un sofá con una lámpara que parece una farola

y debajo está una alfombra que robé de una chabola.

Mi perro se viste con mono y se coloca una toca,

mi chacha utiliza bozal y  ladra como una loca.

La chimenea de mi casa no echa humo, escupe estrellas

que según los entendidos son de las más bellas.

Desde una ventana hablo con la luna y la tuteo,

ella pide más respeto, que haya menos cachondeo.

Mi gata no está triste aunque es azul,

y aupada sobre las tejas viste una falda de tul

mientras no maúlla, ya que mi gata declama

arengando a las masas, arañando el alma con alguna soflama.

La cama donde yo duermo no tiene sábanas ni colchón,

duerme sola como yo, desnuda y con edredón.

Mi casita tiene por dentro un largo camino gris

que te lleva derechito hasta el cuarto de hacer pis.

Sus paredes son blancas y ríen aunque a días tienen miedo,

son educadas, calladas y no se tiran ni un pedo.

 Cada noche tú me esperas al otro lado del muro,

cabizbajo, con las manos en los bolsos, sin un duro.

         Esperas que la luz se apague y que todo quede a oscuras

para colarte en mi casa y en mi vida, para vivir mil aventuras

y, lo mismo que un ladrón,  profanar  mis aberturas.

domingo, octubre 28, 2012

LA LUZ DE LA BOMBILLA


La luz de la bombilla me daba de pleno en el rostro y me obligaba a cerrar fuertemente los ojos. La tenía tan cerca que me quemaba la piel, era como si estuviese tumbada en la playa bajo un sol de justicia justo a la hora en que más calienta.

Empecé a sudar copiosamente y dio en picarme todo el cuerpo igual que si tuviese azogue. Permanecía tumbada, completamente desnuda, y nada o poco podía hacer para evitar la desazón. Me agitaba en el lecho de un lado para otro, y además de lo que me ocurría por delante, estaba lo otro, lo que me ocurría por detrás, es decir, una especie de sábana áspera como lija me rozaba la espalda y amenazaba con desollarme viva si no me levantaba de ese sitio. Lo intenté pero no pude, era tan seductor y magnético ese sol artificial que habían instalado allí… Pero lo único, lo que más me superaba en esos angustiosos momentos era el hecho de no poder impedir esas dichosas marcas que iban a quedarme en los brazos y en los tobillos, esa lástima de bronceado integral, tantas veces pretendido y nunca, ni tan siquiera ahora, logrado.

Miré al centinela por ver si se compadecía de mí y me desataba, pero no hubo manera.

sábado, octubre 27, 2012

ASESINO EN SERIO


 

 El tipo aquel, cuando mataba, que era a menudo, siempre volvía al escenario del crimen  una y otra vez. Tenía la vaga sensación de haberse dejado algo olvidado en ese sitio, era como si su presencia estuviese más que justificada en base a recuperar el tiempo, el recuerdo o algún elemento perdido.

Efectivamente los hechos acababan por darle la razón a su intuición. Pues siempre que regresaba, allí estaba ella: impecable, solícita, luciendo la mejor de sus sonrisas… y diligente, eso sí, siempre diligente, con la eficacia de una funcionaria competente y aséptica. Sostenía entre sus manos, envuelto en papel de regalo con un enorme lazo negro, el arma homicida: brillante, limpio, sin mácula ni rastro de sangre. Acto seguido se lo entregaba con un suave ademán que iba arropado por la caricia de la mirada más noble que era capaz de dibujar. Y todo para que de ese modo él pudiese volver al día siguiente a cumplimentar de nuevo, con tal de que volviese...

El irredento y pertinaz asesino tomaba el testigo solemnemente, y se alejaba del lugar de los hechos, digno, riguroso, serio,  circunspecto, sin despedirse  siquiera de ella, como si no la conociese de nada, así hasta el día siguiente o hasta la próxima ocasión. Podía sucederse dicho episodio hasta la eternidad, no en vano él sólo hacía como que  la mataba y ella sólo hacía como que se dejaba morir.

 

viernes, octubre 26, 2012

EN MEDIO DE UN CUARTO VACÍO



 
En medio de un cuarto vacío, sentada sobre una silla, pensaba. Pensaba o soñaba. Tal vez sólo soñaba, tejía o imaginaba cómo serían las cosas de verle asomar a él a través de su ventana. Si sus ensoñaciones ya eran cálidas de por si, cómo serían de poder gozar con sus besos y sus caricias… Qué clase de emociones, qué suerte de sensaciones le envolverían de poder escuchar su voz y sentir su mirada ardiente y enamorada, o acaso sólo su mirada vacía, sin nada, indiferente y fría…

Se revolvió en el asiento y se palpó bajo la bata los senos aún rellenos de algodón, la cara interna y arqueada de sus muslos… todo estaba en su sitio, en perenne estado de hibernación, enmarcado por un perfecto y asqueroso orden, esperando la llegada del poeta que llama a la musa despierta, esperando al virtuoso que tañe el instrumento, flauta, mandolina, lira, pandereta o trompeta que rasga el viento. “Lo que a los sueños es tibieza y humedades, a los despertares debe ser torrente y fuego”, pensó. No quiso seguir imaginando, de modo que cerró los ojos, y cuando los abrió, aparte del dinosaurio, que seguía allí tan campante meneando la cola, estaba “él”. Se frotó los párpados con energía. Tuvo que sujetarse fuertemente a la silla para no abalanzarse en sus brazos, asegurándose previamente que estaba debidamente cerrado el candado de su cinturón de castidad.

jueves, octubre 25, 2012

ALAS PARA VOLAR


Cuando naciste y llegaste a mi vida me sentí uno de los seres más dichosos del planeta. Tu tacto suave, limpio y con ese olor inconfundible que tienen los recién nacidos, me llenó de emoción, ya desde ese momento supe que defendería tu integridad física -que a fin de cuentas también es la mía- a capa y espada.

Aprendimos a correr los dos juntos de la mano. Al principio despacito, por temor a que te  lastimaras. Después soltamos nuestras melenas al viento y decidimos escapar, pero haciéndolo a lo grande: dejando una larga estela de adrenalina por esos caminos de Dios y probándonos de continuo el uno al otro. Con el tiempo llegó la confianza mutua, y ambos supimos que podíamos fiarnos de nosotros mismos, que si nosotros no lo hacíamos nadie más lo haría. De modo que quisimos volar y vimos que éramos capaces de ello, que formábamos un tándem tan bien configurado que no se nos ponía nada por delante, y  a ti, hermano, te crecieron unas alas tan grandes como las de un avión. Así que despegamos nuestros pies del suelo y empezamos a elevarnos, y subimos, y subimos tan alto... que llegamos hasta las estrellas. Una de ellas tenía un brillo especial, era de color rojo, y también había otra azul, y giraban emitiendo destellos, como señales. Nos detuvimos fascinados por ver si esos guiños en realidad ocultaban algún tipo de mensaje. Efectivamente. Tras las luces, un tipo que estaba vestido de uniforme me hizo soplar a través de una cerbatana, no sé exactamente qué coño quería, pero comentó algo de unos puntos, me quitó el carnet y a ti, hermano, te cortó las alas.

miércoles, octubre 24, 2012

EL VERSO FINAL


Un poeta andaba preocupado buscando el último verso con el que cerrar su poema, y de lo ansioso que estaba se mesaba el cabello tan bruscamente que ya empezaba a presentar claros signos de alopecia. Deambulaba por la habitación como un león enjaulado, con la cabeza gacha y las manos asidas por detrás, en la espalda. Se las apretaba con mucha fuerza, de modo que los nudillos, a punto de reventar, presentaban un aspecto brillante y blanquecino, más que manos de poeta parecían manos de místico, qué digo... huesos de santo. Las musas estaban de puente y le habían dejado abandonado a su suerte. Él miraba y miraba buscando la inspiración, bien ante un objeto cotidiano, ante el panorama del jardín que se abría frente a su ventana, o ante la imagen de su amada que, sonrisa abierta de par en par, vivía perennemente enmarcada dentro de un óvalo de madera.

Aburrido, decidió dejarse de zarandajas y quitarle hierro al asunto presentando dicho poema sin ese último y tan necesario verso.

-Ya está, mejor así... un final abierto para que el lector se encargue de cerrarlo a su manera, para que deje volar su imaginación, que tampoco conviene dárselo todo hecho.-

Efectivamente, el poema terminó abierto en pompa, tanto… que por el amplio boquete practicado se escaparon todas las demás palabras y el atribulado poeta se quedó sin poesía.

 

martes, octubre 23, 2012

VAMOS A CONTAR MENTIRAS


Si me dejo la piel escribiendo y tengo los dedos desgastados de tanto narrar  verdades, pregunto: ¿no habrá llegado ya el momento de empezar a contar mentiras?

Por cada letra sincera que digo, por cada pensamiento verdadero que escribo, sólo recibo desprecio, sólo percibo el olvido. A partir de mañana diseñaré otra  vida más alegre. Para empezar, te invitaré a un banquete y a una fiesta; yo pondré la razón y la inteligencia sobre la mesa, tú pondrás el corazón; yo me llevaré el orgullo y tu cariño, y tú... pagarás la cuenta.

lunes, octubre 22, 2012

DESDE LA ESQUINA


Desde la esquina,
con luz y calor,
haciendo chaflán,
brazos en cruz,
entregado al cornijal,
cómplice velado
del inglete
y del parto sin dolor,
arista que corta y bebe
los vientos por mí…
ahí estás tú,
con tu sombrero,
aguantando el aguacero
debajo de un aguilón
que amenaza con partirte
el alma en dos.
Y tras el sol, cae la noche
a plomo, con su espesor,
es entonces cuando, tú,
asomas invisible y bello
desde un sucucho,
ostugo cubierto de polvo
y tamo que te hace cerrar los ojos
con pena, mira que eres…
que no puedes soportarlo,
y me saludas de lejos
con los labios entreabiertos
y el corazón apretado,
lanzándole un beso al aire,
para mí, sólo por mí,
mientras le abrazas a ella
y me das la cantonada
en vez de darme una estrella.
 

 

domingo, octubre 21, 2012

LLEGA LA LLUVIA


 


Llega la lluvia,

tímido llanto cálido

de estrellas agobiadas,

pulverizando estíos,

ablandando terrones,

ahogando caminos

y anegando asfaltos.

Ya recibe mi cabello

su caricia mojada,

y mi ropa, abandonada

a la humedad,

se adhiere a esos pliegues

de mujer otoñal,

que jalonan una vida

apasionada, pasional,

puesta en pie

y no derruida

tras mucho vapulearla,

tras mucho dormir

y despertar

creyéndose olvidada

en la cocina.

Ya revuelvo tu pelo encrespado

 al salir de la oficina,

hundiendo mis dedos

en las delgadas crines,

mientras jugamos como niños

a chapotear descalzos,

bailándonos los charcos,

bebiéndonos las gotas

de manto celestial,

empapando nuestros

besos prohibidos,

ocultos a la sombra

 de un portal,

palpando nuestros cuerpos

que tiritan sin saber

debido a qué será:

¿A la lluvia?

¿Al temor a ser vistos

amándonos de forma

clandestina?

¿O al amor, que enmudece

cuando es frágil

y piensa en el tiempo

y la distancia

que a su paso todo lo destruye,

oscurece y arruina?

sábado, octubre 20, 2012

SE HA CERRADO UN CÍRCULO EN FALSO


SE HA CERRADO UN CÍRCULO EN FALSO

 

 

Ocurrió un día que me encontraba ante uno de esos periodistas agresivos que siempre dudan entre, arrojarse a la yugular del entrevistado, o lanzarle como un dardo la última pregunta del cuestionario. El tipo éste optó por ambas cosas:

 

-Hábleme de su pasado. ¿Por fin ha conseguido librarse de él?-

 

Me encogí de hombros con gesto de impotencia y con una más que forzada sonrisa.

 

-Pues mire usted, no. A decir verdad, no. Verá, me dijeron que para lograrlo debería cerrar con una tiza un círculo que estaba pintado sobre el pavimento y que representaba mi pasado. Sólo de ese modo, cerrando ese círculo, daría por finalizada una determinada etapa de mi vida, justo la que quedaba comprendida dentro de dicho área. Pero yo soy muy torpe ¿sabe? De manera que cuando quise darme cuenta, después de repasar el último trazo, me había quedado atrapada dentro de él, sin escapatoria posible. Ahora, lo crea usted o no, vivo tan ricamente siendo prisionera de un conflicto del ayer.-

 

-Mal asunto- dijo el periodista.

 

Mientras lo decía tomaba notas en un bloc y deambulaba, dando vueltas sobre si mismo, dentro de un círculo blanco que estaba dibujado en el suelo.

viernes, octubre 19, 2012

QUISIERA, GORRIÓN, QUISIERA


Quisiera, gorrión, quisiera

ser cuerda de tu garganta,

si pudiera…

sería muñeca hinchable,

ramera de porcelana,

un edredón de ilusiones,

yo sería…

la mujer de carne y hueso

que llora en sueños,

hecha un lío,

bajo el peso de tu manta.

 

Quisiera, mi amor, quisiera

ser brisa que te solivianta,

si pudiera…

yo sería la funda de tu sable,

el padrino de tu duelo en la mañana,

el Malecón de La Habana,

yo sería…

tu mujer, madre y hermana,

un perro flaco sin dueño

cobijado bajo el peso de tu manta.

 

Quisiera vivir, quisiera,

entregada al desafío,

si pudiera…

instalarme al filo del desvarío

envuelta en lágrimas negras,

ahogada en tazas de loza,

sumergida en tu café

y asfixiada por un beso de tu boca.

Si pudiera…

saldría por la tangente de mi casa

y entraría en la tuya por la escuadra,

escondida en tu pijama,

ganándole el sueño al sueño

bajo el peso de tu manta.

jueves, octubre 18, 2012

FOTOMATARILE


 

 
        Las experiencias gratas del recuerdo

las copiamos en formato diapositiva,

las imágenes del amor van impresas en una película

y son la salsa, son la chispa de la vida.

Vivencias ampliadas en negativo,

evocaciones en blanco y negro

plagadas de brillos y contrastes,

mil perdones saturados a todo color,

matices añadidos a la alegría de los tristes,

edición en sepia para la tristeza de los alegres,

varios enfoques de un amor secreto

nunca revelado y siempre bien asistido.

Ojos que se aúpan sobre trípodes,

disparos furtivos al corazón que señalan un objetivo,

respiración diafragmática, jadeos, un suspiro,

trapo negro y la cancela que oculta tu pajarito,

fuelles de antaño que marcan un hito,

focos y luz fría para unos pocos,

para los de siempre, fondos y reflectantes,

los de ahora y los de antes,

toqueteos y retoques, capas en degradé

que te desnudan el alma y te devoran la piel,

besos grabados en un daguerrotipo

y caricias sobreexpuestas en sexos ortocromáticos.

Quererte a ti es captar la luz, toda ella,

guardarla en una botella,

y con la velocidad del rayo apretar tu obturador,

ése que rige y marca el ritmo de tu amor,

para así, dosificar un posible desengaño y que,

una vez te hayas ido, no me causes mucho daño.

martes, octubre 16, 2012

NANA

 
 

NANA

 

Un sonido de triste balada

rasga los silencios de una alcoba,

dos amantes, uno y uno,

y un Dios que es de ninguno.

Oscuridad monacal, paredes blancas,

baldosas gélidas bajo unos pies descalzos

entrenados para alfombras.

Ecos de oraciones con efluvios a lejía,

olor a pan y a trigo,

huertos labrados de piedras grabadas

con estrofas de blues tristes y nanas antiguas.

Momentos de perdición,

debilidad humana y, cara a cara,

la sublimación divina

y la amenaza del castigo.

Dos amantes encadenados

y separados por barrotes,

un postigo celado a cal y canto

y sus deseos escondidos en el alma

prohibida, austera, en calma,

es el alma de una celda.

Dos amantes y un destino,

 acariciando sus dedos,

rozando sus labios entre las verjas,

intercambian sus anhelos,

aguardan la luz del alba,

esperan que llegue el día

y renazcan ilusiones de futuro en la alborada,

esperanzas abortadas antes de nacer,

palabras de amor dormidas,

abrazadas de la noche a la mañana.

Dos amantes invisibles,

mecidos por la desidia

y arrullados por el manto de la tristeza,

cantan con llanto contenido

las estrofas mudas, ciegas, de una nana.

 

domingo, octubre 14, 2012

AGENDA DE ACTIVIDADES

 
 
 
 
De momento sabemos que estaremos en...
 
Arte para una crisis, con el Colectivo Eclipse, participando con una fotografía en dicha exposición colectiva, a partir del día 17 de octubre en el C Cívico Rondilla
 
 
 
Los Viernes del Sarmiento, Salón de Actos del BBVA, con  ANTESALA, el día 23 de noviembre a las 20h.
 
 
 
Caja España, salón de Fuente Dorada, con ANTESALA, el día 28 de noviembre a las 20h, para el Ateneo de valladolid.
 
 
 
El día 24 de noviembre, por gentileza de Amigos de la Zarzuela, estaré en el Teatro Zorilla, Sala Principal, en doble sesión (19 y 22 h), interpretando el personaje de Ulita en La Leyenda del Beso.

 
 

martes, octubre 02, 2012

PARA IR ABRIENDO BOCA


Con una de esas imágenes que pueden formar parte de mi próxima colección de fotopoemas



VENTANA  ABIERTA

Ventana abierta, patio interior,

vecinos que gritan, la tele encendida,

en la casa de llorar, con elegancia,

una bruja hace un máster en cartomancia,

de fondo, una banda sonora,

la sirena de una ambulancia,

no hay luz en la estancia,

sólo la luna que entra y se escancia

sobre  unas sábanas blancas,

sábanas húmedas, la ropa en el suelo,

el cuerpo en la cama,

la cara en la almohada hundida en su espuma,

esa espuma mojada de tanto llorarla

es testigo callado del alma que muere apretada

con un lazo sobre su garganta,

una colilla recién apagada descansa

en el cenicero, sobre la mesilla,

los jadeos se mezclan con sollozos,

son las sombras y los gozos

que horadan la capa de ozono,

 es el éxtasis y el abandono

de dos fantasmas haciendo piruetas,

haciendo el amor sobre un trono

invisible, cubierto de abono,

que por ellos luce

 con el brillo diamantino del carbono.

 

lunes, octubre 01, 2012

EL SECRETO


 

Es la perla que se oculta en una ostra,

es el cromo de un niño  durmiendo en una caja de cartón,

es la foto en sepia robada al primer novio

y el playboy manoseado que guarda el del acné bajo el colchón.

 

Es la cita clandestina vestida de nervios, maquillada de emociones,

es mensaje de móvil que te resistes a borrar,

es carmín sospechoso en la camisa

y rastro de aroma a whisky y a tabaco en el foulard.

 

Es el rubor que tiñe las mejillas al descubrirse una mentira,

es duermevela y paseos por la alcoba cuando te crees a solas sin estar,

es alma solitaria que escapa a través de una ventana

para vivir una aventura, estando prisionera,

 en medio del bullicio de algún oscuro bar.

 

Esa carta arrugada de tanto acariciarla,

que descansa en la basura con un “te quiero, lo prometo”

ajado y desteñido,

es lo que  revela y adivina un gran secreto.