Páginas

martes, junio 04, 2013

PETICIÓN (poema)


 

 
 

No quiero que este juego acabe nunca,

que tus brazos sean mis cadenas,

que tu razón sea mi cordura

y tu silencio calle mis palabras con sus penas.

 

Quiero que esta historia dure siempre,

que mi rutina sea tu condena,

que tu música intente ahogar la mía

y mi ingenio, fatigado, descanse en esta mesa.

 

Espero que este idilio idiota

se dilate en el tiempo y llegue lejos

alimentado sólo por mis versos,

mimado por tus ojos,

bañado por mil besos infinitos

de mil bocas, tuyas, mías, nuestras, locas…

 

Aspiro a que este idilio

sueñe un duelo idiota en el que gane

  el más Mercurio, un alado y veloz emisario

que atraviese el mundo y lo recorra sin parar,

rulando ligero, alegre, solitario,

rodando igual que una pelota

 sin destino, sin dueño, sin hogar.